Otra Mente Brillante Arruinada por la Educación

30 jun. 2010

No Hay Peor Ciego...


Venía el otro día caminando para la Cultu cuando en una de las esquinas de la Avenida Argentina vi a un ciego esperando que alguien lo ayudara a cruzar. Yo venía caminando por la plazoleta del centro, o sea que entre que lo vi y llegué hasta él varias personas habían ya cruzado la calle, ignorándolo olímpicamente.
Me paré a su lado - era un chico joven, no llegaría a los 30, alto, me sacaba casi una cabeza, y bastante pintón, lo cual siempre es un bonus cuando una hace una buena acción - y sin mas preámbulos, porque no es como que fuera a notar que yo lo estaba mirando, le pregunté,
"¿Te ayudo?"
"Sí, gracias," lo sujeté del brazo, esperamos un minuto porque nuestra conversación, breve como fue, había durado el final del semáforo y luego caminamos juntos los 15 pasos que nos separaban de la otra vereda. Nos separamos en la esquina - "gracias" "por nada" - y seguimos nuestros días respectivos.

Al día siguiente, caminando para la Cultu again, me encontré con otro ciego, parado en otra esquina, esperando ayuda, confiando en su prójimo. Esta vez era un hombre ya mayor y de pie al otro lado de la calle Yrigoyen, directamente frente a mí. Mientras yo esperaba para cruzar, varias personas pasaron junto a él y apenas si le prestaron atención como para no chocarlo. Cuando el semáforo me dio el paso, crucé la calle, me paré junto a él y con la educación que mi viejo me enseñó pregunté, "Lo ayudo?" El me sonrió y aceptó mi ayuda. Me puso la mano en el hombro y cruzamos, yo levantando la mano en dirección a los automovilistas para pedirles un segundo más porque el semáforo nos cambió encima. En la esquina él siguió caminando y yo volví a esperar las luces, para poder cruzar la Yrigoyen por tercera vez, ya un tanto tarde porque tengo la mala costumbre de salir muy sobre la hora.

Estas veces, obviamente, no fueron las primeras veces en que me he encontrado haciendo esto, aun cuando llamen la atención por ser en continuado. Un tiempo atrás, llevando a Zeke en el cochecito y a Ro de la mano, me crucé con una señora en las mismas circunstancias, de pie en una esquina, bastón blanco en mano, ignorada por los transeuntes. Y tengo que decir, no es lo mas fácil cruzar la calle con un cochecito, una nena, un par de bolsas y una señora que no ve, pero lo logré sin mayores problemas y eso fue todo...
Ahora, este post no es un resumen para que me den una medalla al mérito - conozco un par de personas que se carcajearían ante la sola idea - ni nada por el estilo, este post es tan sólo para comentar, si yo puedo hacerlo y no me lleva mas de tres minutos, ¿¡POR QUÉ EL RESTO DE LA GENTE NO?!

Me agota, lo juro, la humanidad y su ombliguismo mal educado me agota.

23 comentarios:

zorgin dijo...

el otro día comentó que está educando a su perro, y ahora que cruza ciegos...
piensa poner una fábrica de lazarillos?
tontainas aparte, hace unos días madame chirusa subió un posto, respecto a los ombligos, Dosto tambien, ya más desde un lugar social y que nos afecta a todos y no hacemos nada.
y ahora el suyo...
tal vez, el solo hecho del cuestionamiento, ya sea un principio.
nice.

Alicia Seminara dijo...

Yo soy súper distraída y un día esperando el colectivo con un millón de gente alrededor, escucho que alguien detrás mío preguntaba en voz alta "Por favor, alguien que me ayude?". Me doy vuelta y era un chico ciego.

Yo fui la única que le pregunté "Qué necesitás?" La única!

El chico sólo quería que le dijera cuándo viniera su colectivo.

Pareciera que la gente tuviera timidez de ayudar, de ser tildado un tarado por ser bueno.

Poli dijo...

El ombliguismo reinante es lo peor.

Ouchurus dijo...

que triste!! y con la vulnerabilidad que implica no poder ver! Creo que es el último de los sentido que elegiría si tuviera que perder uno.
Si así están en neuquén, imaginate en la capital, que creen que además es el ombligo del país!!
Hay mucho individualismo por doquier...
Qué suerte que siga habiendo gente como vos!Y que tus hijos lo vean!

un saludo

Elena dijo...

Es terrible, no entiendo ni entederé nunca cómo es que puede costar tanto acercarse y darles una mano... me molesto mucho cdo veo que eso pasa, y desgraciadamente lo veo seguido.

Jennifer Amapola Banfrula dijo...

Soy de tu palo. No del blanco, sino de las que ayuda. Y tampoco se por qué no hacen todos lo mismo.

naura dijo...

Lo he hecho siempre que se me da la situación de encontrarme con ciegos. Yo usando lentes ya me siento vulnerable (si se me caen y si me rompen? Y cuando me los olvido? Es horrible! No veo un caballo dentro de un baño!) así que habiendo estado en situaciones en las que mi vista corta me desespera, poniéndome en el lugar de un no-vidente, a mí me gustaría que alguien se tomara 2 minutos para darme una mano. Lo mismo para cualquier otro tipo de discapacidad .. No cuesta nada che :(
Pero como dijeron por ahí, el individualismo o la timidez (yo diría que es más vergüenza que timidez) de ayudar, a muchos los puede más :/ Qué podridos to the core estaremos, huh?

Guada GN dijo...

Los lazarillos se fabrican?
Tal vez fuera el hecho de que ellas postearon antes, vio como es esto del peer pressure que tanto hablan los pisicólogos...
Por otra parte, también es el hecho de que me enerva la mala educación de la gente. Ya ni siquiera la falta de solidaridad. Ya con la falta de educación me ponen mal... Soy el principe Feisal de Alec Guiness. :P

Alice, tal vez sea eso. Hay que admitir que cada vez que uno se levanta para ceder el asiento en el colectivo los demás te miran como si fueras un nabo de aquellos, y eso después de un tiempo tiende a minar un poco la buena disposición. Por suerte yo lo hago por mí y no por los que miran.
Muy bien lo tuyo, como si una pequeña cortesía pudiera dañar.

Poli, es terrible. El país del No Te Metás en plena forma.

naura dijo...

*si se me rompen

Guada GN dijo...

Ouchs, me costaría un pedazo el volver a la vida normal si llegara a quedarme ciega. No sé como haría. Y la gente ni siquiera ayuda por el simple caso "si mañana me toca a mí me gustaría que alguien me ayudara..."
Es muy triste que la gente como yo sea la excepción y no la regla. Confío en que los cachorros aprendan y así seamos un poco mas.
Saludos :)

Elen, me supera. Hay muchísimas cosas que no entiendo, pero la falta total de interés en el prójimo me supera. Hacer lo correcto ha pasado de moda y es tristísimo.

Banfru, somos cada vez menos y es una pena. A los míos los voy a sacar buenos, necesitamos gente que haga las cosas bien.

Guada GN dijo...

Exacto, Nau. Aunque mas no sea estirar la mano por el básico "tratemos a los demás como nos gustaría que nos trataran a nosotros". Pero ni eso.
Estoy segura de que muchos no lo hacen por vergüenza. Mas de uno te mira medio extraño cuando hacés ese tipo de cosas, pero supongo que si uno se va a echar para atrás cada vez que alguien te mira medio cruzado no vamos a llegar a nada.
Es un mundo difícil. Y los que hacemos las cosas bien somos cada vez menos.
Ya veremos que pasa en el 2012 :P

Naura2, había entendido... Pero de todas maneras la frase, "si se me caen y me rompen?" también tenía un cierto sentido... Un tanto mas trágico, pero lo tenía.

Flavio Martin Morante (Tincho) dijo...

Coincido con todo aquí y es mas, tengo mis opiniones con respecto a la creciente "generation me", al punto que me siento mal a veces de pensar que John Doe (el personaje malo de 7) en algunas cosas de su monólogo final no estaba tan errado. Solo algunas.

Ahora pregunto yo, que pasa cuando es al revés? Cuando ayudas a alguién a bajar de un colectivo y te insultan porque los haces sentir viejos inútiles según ellos o le abris la puerta a una mujer y te salen con el feminismo y lo de mirarles el... Steveeeeeeeeeeeee.

Y bue, me ha pasado así pero igual sigo ayudando. Yo fui boy scout :) y Guada, segui siendo vos que el cielo ya te lo ganaste.

.:. chirusa .:. dijo...

Guada
es que parece que cada vez la gente va más insensibilizada por el otro, desde brindar ayuda a un ciego o dar el asiento en un colectivo... Afortunadamente, no todo está perdido, porque mientras exista un solo ser capaz de marcar la diferencia y dar el ejemplo, habrá esperanzas para ésta humanidad ombliguizada

(cuando preguntes a un ciego si necesita ayuda, no lo tomes del brazo, dejá que él elija de qué forma prefiere ser ayudado...
No porque yo lo sepa, sino de haber escuchado a varios ciegos, que se sienten más seguros si son ellos quienes se toman del brazo o del hombro del acompañante)

Hace unos años me pasó algo bastante curioso, fui a hacer un trámite a la Comisión Nacional de Telecomunicaciones en estado avanzado de gravidez, o sea, paría YA, no podía más y encima un verano fulmimante... Salgo de la CNC y me encuentro con un ciego, al que por supuesto nadie le daba bola, lo ayudo a cruzar, retomo mi camino, y encuentro otro, vuelvo a hacer lo mismo, cruzo otra vez la esquina y otro más... sin mentirte, habré cruzado a 5... hasta que me di cuenta que a media cuadra había un instituto para ciegos y que estaban saliendo todos juntos!
Obvio que me fui antes de tener al crío en San Telmo (solo porque no estaba segura de que mi acompañante de turno me pudiera ayudar) sunalucha...

Uninvited dijo...

Jajajajajajaja!!!
perdón Guada, me estoy riendo con lo de Chiru, jajaja
Sólo a ella le pasa!(?)

No se... yo leí a Sábato y me sentí muy identificado. Ojo con los ciegos: ven cosas que nosotros no. Ojo con los complots. Si no, mirá nomás el caso de Chiru. Algunos se toman el codo (o el hombro, sigo citando a la Chiru) cuando les das una mano :S

Yoni Bigud dijo...

Lo importante es que usted haya podido. Siempre hay alguien que puede, y eso termina siendo suficiente.

Un saludo.

Guada GN dijo...

Sr ex Boy Scout, también hay de esos que te miran mal. Una vez había un nene de dos años, ponele, corriendo por la vereda, enfilando directo para la calle. Yo venía caminando, mochila al hombro, tan tranquila y me detuve delante de él, nada mas, obligándolo a frenar antes de que siguiera para los autos. La madre, que venía bastante atrás, me miró con una cara de traste... Pero no puedo dejar que al pibe lo pisen por miedo a la cara que la madre me ponga.
Ya voy a subir mas cosas de Steve :)
Y no sé si ya gané el juego, pero espero haber adelantado un par de casillas.
Besos

Chiru, que grande, cinco al hilo :D Eso, como decía mas arriba, te tiene que haber adelantado un par de casillas en el juego, como mínimo. Yo una vez vi también un conjunto de cieguitos - conjunto, plétora, manada, cual es el colectivo de cieguitos? - pero iban todos juntos y tenían a su respectiva vidente para ayudarlos a cruzar, así que no tuve que hacer nada.
No sabía lo del brazo, el primer chico no me dijo nada, pero el señor de la Yrigoyen me dijo que prefería agarrarme el hombro. Ahora ya lo aprendí para el próximo.
Y si, sunalucha...

Guada GN dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
.:. chirusa .:. dijo...

Unin
malo... tendrías que haberme visto a mi y a toda mi redondez transpirada y me ayudabas a cruzar vos! :D

Guada
sí, por lo menos 3 casilleros seguro, dos para mi y uno por el que estaba en mi panza.

Respecto al brazo, una vez escuché a un ciego, que hablando de ésto contaba que una vez una persona, sin siquiera preguntarle si necesitaba ayuda, lo agarró del brazo y lo cruzó sin decirle una sola palabra... y el tipo estaba esperando a alguien!!!! no tenía intenciones de cruzar!!!... sunalucha...

Ah! en el cole de chirusito hay una mamá ciega que toma un bondi en la otra esquina luego de dejar a su peque, hace poco vi como casi la suben al bondi equivocado por no preguntarle (no, si hay cada "ayudador"...)

Guada GN dijo...

Ahora sí, blogger no me dejaba comentar.

Unin, yo creo que los ciegos ven cosas que nosotros no. De hecho, hay un libro muy bonito, escrito por un ciego, que se llamaba Si Pudieras Ver lo que Yo Escucho, que hablaba del tema.
Pero de ahí a que puedan ver que el 60 se les viene encima hay un paso... :/

Sr Bigud, habrá que estar de acuerdo con uste` porque no me queda otra. Supongo que mientras algunos lo hagamos tendrá que bastar.
Saludo para usted también.

Chiru2, completamente. Con lo dificil que es andar por la vida con una sandía abajo del vestido además andar haciendo buenas obras... Tres casilleros... y por qué no cinco, uno por cada ciego :)
Y sí, también están esos, que por el afán de quedar bien - porque verás que son siempre los que hablan mas fuerte, como para quedar bien frente al mundo - no preguntan en realidad si el otro quiere algo, tan sólo se lanzan. Yo siempre pregunto, será una persona ciega, pero la palabra clave es persona, y yo no ando agarrando personas que no conozco y llevándolas de acá para allá. Vean o no vean.
El siguiente paso es el grito de "policia!" y vamos todos en cana y no es cuestión tampoco ;)

rastelman dijo...

con tan poquito podemos iluminar nuestro día: donar sangre, dar una mano, hacer una llamada, ofrecer un oido, dejar subir a otro antes que uno, dejar cruzar otro auto delante mío... que es apenas un granito de azúcar entre tanta amargura reinante, pero vale.

Guada GN dijo...

Exactamente, Don Rastel, uste´lo ha dicho. Una simple cortesía ya mejora muchísimo un día, ¿por qué no concederla?
Que curioso que lo pongas. Hoy justo estaba viendo donde está el centro para donar sangre en Neuquén. Voy a ver si voy la semana que viene.

rastelman dijo...

BIEN HECHO!!
yo dono cada tres meses en mi hemocentro amigo, o para quien sea manester... es de las poquiiisimas cosas que me reconcilian con migo mesmo...
y soy un ferviente apoyador de la causa de la donación

asi firmo mis mails y posteos hace años!!
gota a gota!!

Guada GN dijo...

Yo siempre doné para personas en particular - parientes, amigos, conocidos - nunca doné para el banco, pero hace tiempo que quería hacerlo. Viendo y considerando que a mi organismo no le cuesta nada reponerlo, porque no ayudar? :)